facebook format-gallery format-video google instagram list-ribbon menu next pinterest prev search twitter youtube
Moda

Joyería orgánica

Joyería orgánica

Tres hermanos chilenos crearon una línea de joyas inspirada en la naturaleza, particularmente en las vértebras de animales pequeños. Recién salidas de la fundición, las piezas desfilaron en la Semana de la Moda de París.

Hadron & Lepton, el nombre de la línea de joyería de los hermanos Pizarro, alude a las partículas subatómicas del universo, las unidades más pequeñas de las que se tiene conocimiento en la actualidad. Quizá resulte irónico que estas piezas vanguardistas –que llegaron incluso a la Semana de la Moda de París en julio de 2015 en la pasarela de AKRIS– carguen con el nombre de algo tan minúsculo. Pero la verdad es que las partículas pueden ser pequeñas, pero están lejos de ser insignificantes. Todo lo contrario: su forma de interactuar es la responsable de la existencia de toda la materia. En otras palabras, aluden a la esencia de todo lo que somos.

IMG_9803

Durante gran parte de sus carreras profesionales, Cosmo, Cassis y Felipe trabajaron por separado, cada uno con sus propias pesquisas, buscando sus propias respuestas y descubriendo sus pasiones. No obstante, ninguno de los tres se mantuvo lejos del mundo del arte. Cosmo indagó en el cine y la escultura, Cassis en el diseño de vestuario y la joyería, y Felipe en la pintura y la animación digital. El arte pulsaba en ellos como un legado familiar: su madre pinta y diseña hasta el día de hoy con un “gran ojo y técnica”, según cuentan, y su abuela materna es escritora, poeta y ha confeccionado su propia ropa durante toda la vida.

“Para mí, el arte siempre ha sido una necesidad intrínseca de mi ser”, explica Felipe. “En el colegio me iba pésimo porque me estaba haciendo preguntas en vez de prestar atención y tomar apuntes. Me cuestionaba la manera de entender el mundo, el funcionamiento de las cosas, la gente y las emociones”, confiesa. Es más, cada vez que tenía prueba de matemáticas, por ejemplo, la profesora le decía: “da vuelta la página y haz un dibujo”, ya que sabía que sus talentos se encaminaban en otra dirección. Incluso la directora del colegio tenía todas sus creaciones enmarcadas en su oficina.

IMG_9827

Cassis, por su lado, se siente inspirada por el cuerpo y la interacción de este con el entorno y lo considera, sin lugar a dudas, el eje creativo que ha guiado su trabajo casi desde el comienzo. “Me llama mucho la atención, la sexualidad, la capacidad que tiene esta de generar una energía saludable. Es una fuente energética que está muy mal utilizada, bloqueada, derrochada y prohibida”, asegura. A través de sus joyas, busca plantearse preguntas, darse valor y explorar su lado más femenino, a través de pezones de oro, por ejemplo, o masculino, gracias a un colgante en forma de falo.

Cosmo, el mayor, es actor, músico y diseñador, y ha participado en producciones cinematográficas, como Qué pena tu vida y La danza de la realidad. Desde niño, además, solía coleccionar detalles de la naturaleza que lo cautivaban, como pequeños huesos de animales que encontraba en sus caminatas por el campo. “Salía a dar una vuelta y me encantaba toparme con ellos. Hasta que un día, muchos años después, me puse a componer formas a partir de ellos”, dice. Su primera creación fue un cetro en resina, el que reprodujo treinta veces. “Les di un tratamiento de pintado y lacado como una carrocería de auto, una cosa bien brillante”, recuerda. Asimismo, dio vida a varias esculturas de bronce inspiradas en las formas de los huesos, y las expuso con gran éxito en septiembre y octubre pasados en Nueva York.

IMG_9955

Por ese entonces todavía no sabían que tenían en sus manos la base de Hadron & Lepton. Se habían reunido en Santiago por la muerte de su padre, tras haber estado viviendo en tres continentes diferentes por un largo tiempo: Cosmo en Europa, Cassis en Asia y Felipe en Latinoamérica. De casualidad se encontraron con la antigua colección de huesos de infancia de Cosmo y se fijaron especialmente en las vértebras más pequeñas, lo que inspiró la creación de las joyas. Decidieron mezclar sus distintos conocimientos para lograr algo nuevo y original. Su punto de partida fue la búsqueda de la creación de algo igual de orgánico que su fuente de inspiración, respetando los tamaños, formas y terminaciones irregulares que aporta la naturaleza.

“La base de la línea es lo orgánico, lo que es esencial para todos y nos regresa a algo muy universal como seres vivos”, dice Cosmo. Los patrones orgánicos y figuras geométricas celebran lo sagrado de la vida, del cuerpo, preservando su simplicidad. Por el momento, se trata de piezas exclusivas, cada una trabajada con la máxima precisión. Para ir definiendo su forma de trabajar, recibieron ayuda de un taller que hicieron con la reconocida joyera sueca Marta Mattsson, que trabaja con resina y plástico, también inspirándose en insectos, como escarabajos y mariposas.

IMG_9961

Una vez que las primeras piezas fueron creadas no sabían bien cómo proceder, pero la suerte intervino. Diane Pernet, la influyente periodista francesa que viste de viuda cayó rendida al ver sus primeras piezas y hasta el día de hoy siempre lleva una al cuello. A la vez, la modelo y cantante Caroline de Maiget comenzó a lucirlas, y así fue como llamaron la atención de AKRIS. “Un mes después de haber encontrado los huesos, las joyas estaban desfilando en París. Todas las modelos llevaban nuestros collares y eso nos dio un impulso increíble”, afirma el hermano mayor.

Cosmo se refiere a su línea de joyas como wearing art, porque “se trata de esculturas que se pueden portar”. Son piezas únicas que conllevan una connotación de protección y de amuleto. Los planes que tienen a futuro es buscar inspiración en otras formas orgánicas, como semillas, ramas o flores, para ampliar la colección. Que la primera línea esté centrada en pequeñas vértebras de animales se debe solamente al trabajo anterior que había llevado acabo Cosmo, pero los otros dos ya están proponiendo sus propias ideas. Cassis está introduciendo su propia línea y Felipe está empezando a diseñar otro tipo de accesorios, como anillos y aros, para que cada persona pueda hallar su propio amuleto dependiendo de sus gustos particulares en joyería.

IMG_9800

Las inspiraciones de cada uno colisionan con éxito en esta línea de joyas transgresora: la honra al cuerpo, el lazo entre lo tangible e intangible, el arte que se puede portar como un símbolo de protección y suerte. “Siento que somos como una especie de mago blanco”, dice Felipe. “Porque le damos materialidad a aquello que no podemos tocar, como las emociones, los afectos y los sueños. El arte permite materializar cosas”, afirma Felipe. “Todo lo que es la parte creativa nos sale muy bien”, señala Cosmo ya cerrando nuestra entrevista. “Así es que estamos ávidos de saber qué viene y qué creará cada uno”. ν

Créditos Fotos: Ronny Belmar

Comentarios

    Escribe un comentario

    Leer después